Prácticas ilícitas y propuestas legislativas en torno al outsourcing o trabajo subcontratado

AutorJosé de Jesús González Rodríguez
CargoLicenciado en Economía y abogado por la Universidad Autónoma de San Luis Potosí, investigador de la Dirección de Estudios de Desarrollo Regional del CESOP
Páginas1-42
PRÁCTICAS ILÍCITAS Y PROPUESTAS LEGISLATIVAS EN TORNO AL
OUTSOURCING O TRABAJO SUBCONTRATADO
La figura de la subcontratación en México se encuentra en una fase de transición.
Las irregularidades fiscales y el menoscabo a las prestaciones de seguridad social
de los trabajadores que caracterizaron al uso ilegal del outsourcing serán causas
determinantes para el destino de esta modalidad laboral.
José de Jesús González Rodríguez
1
Antecedentes y contexto
El fenómeno del outsourcing como mecanismo empleado en las sociedades
contemporáneas globalizadas para llevar a cabo los procesos de contratación de los
recursos humanos ha mostrado un crecimiento constante y generalizado en gran parte de
las empresas e instituciones en donde se requiere personal para el desarrollo de sus
actividades.
El término outsourcing ha sido empleado a manera de sinónimo junto con conceptos
como subcontratación, tercerización, flexibilidad laboral externa, deslaboralización de las
relaciones de trabajo o trabajo no registrado, entre otros, términos todos que de manera
genérica son empleados para designar la práctica de externalizar los riesgos que los
empresarios descargan sobre los trabajadores y las trabajadoras, quienes, sin el apoyo de
las garantías del derecho laboral, quedan sometidos a los términos de los contratos del
derecho civil.
Así, la subcontratación es un mecanismo por medio del cual una empresa delega la
administración de su personal a un tercero, lo cual implica que si una corporación necesita
acceder a recursos humanos para desempeñar una labor específica de su proceso
productivo se vale de una instancia externa. En ese contexto, esos trabajadores están bajo
la dirección de la empresa beneficiaria de sus servicios, pero la titular de las relaciones
laborales es la empresa que los contrató originalmente.
A estos procesos se les conoce también como outsourcing, aunque este es un
término más amplio que engloba, además de la subcontratación laboral, la prestación de
otros tipos de servicios que se prestan de manera externa a las empresas sin que
1 El autor es licenciado en Economía y abogado por la Universidad Autónoma de San Luis Potosí,
investigador de la Dirección de Estudios de Desarrollo Regional del CESOP. Correo electrónico:
jesus.gonzalez@diputados.gob.mx.
2
Documento de trabajo
Prácticas ilícitas y propuestas
legislativas en torno al
outsourcing
necesariamente se refieran a la administración de personal, como la contratación de
servicios de redes, vigilancia o limpieza, aunque de forma constante el término outsourcing
también ha sido utilizado para describir las actividades de personas dedicadas a la
explotación de los trabajadores, a la evasión y elusión fiscal, así como a la defraudación e
incumplimiento de las obligaciones de seguridad social.
2
El presente documento busca aportar información sobre el tema, desagregada en
seis apartados. El primero de ellos aborda los rasgos y los alcances generales de la
subcontratación en México. En segundo término, se busca presentar datos sobre las
implicaciones del uso ilegal de la subcontratación, para posteriormente abordar el tema de
las acciones de política pública implementadas por la actual administración en torno al
tema. Algunas generalidades relativas a los aspectos fiscales del outsourcing se desarrollan
previamente a exponer varios de los posicionamientos más destacados de los actores
sociales involucrados en torno a este particular. El tema del trabajo legislativo realizado en
las cámaras del Congreso con relación al trabajo subcontratado se aborda en la parte final
del documento, señalando en dos anexos las características de las iniciativas y de las
proposiciones con punto de acuerdo interpuestas en los últimos años acerca de este rubro.
Algunos rasgos y alcances de la subcontratación en México
En nuestro país, esta modalidad de contratación de personal ha sido recurrentemente
cuestionada debido a que muchos de los corporativos y empresas abocados a la gestión y
reclutamiento de recursos humanos subcontratados evaden el adecuado cumplimiento de
las obligaciones fiscales y de seguridad social, como el pago de las cuotas al Instituto
Mexicano del Seguro Social (IMSS) o al Fondo Nacional para la Vivienda de los
Trabajadores (Infonavit) o buscan reducir el costo fiscal de su respectiva nómina mediante
un inadecuado manejo de las retenciones del Impuesto Sobre la Renta (ISR).3
Incluso, la propia Organización Internacional del Trabajo (OIT) emitió en 2006 la
denominada “Recomendación 198 sobre la Relación de Trabaj o”, mediante la cual se
propuso a los Estados miembros de esa instancia multilateral poner en marcha políticas
2 Asociación Mexicana de Empresas de Capital Humano, A.C., “Marco jurídico de la subcontratación
laboral en México”, AMECH, México, 2020.
3 Las disposiciones que regulan el trabajo subcontratado en México son, fundamentalmente: la Ley
Federal del Trabajo, la Ley del Seguro Social, la Ley del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda
para los Trabajadores, la Ley del Impuesto Sobre la Renta y la Ley del Impuesto al Valor Agregado.
3
Documento de trabajo
Prácticas ilícitas y propuestas
legislativas en torno al
outsourcing
nacionales de protección efectiva a los derechos de los trabajadores regidos bajo esta
modalidad.
El esquema que se incluye a continuación permite identificar las diferentes
posibilidades de contratación y subcontratación laboral que son utilizadas para efectos
censales en nuestro país. Al personal subcontratado se le denomina “personal no
dependiente de la razón social” y, como se aprecia, tal concepto se subdivide en dos rubros:
a) personal contratado y proporcionado por otra razón social; y b) personal por honorarios
o comisiones sin sueldo base.
Esquema 1
Modalidades de contratación y subcontratación laboral para efectos censales
Fuente: Instituto Nacional de Estadística y Geografía, Censos económicos, personal ocupado subcontratado
en las unidades económicas, outsourcing, México, Inegi, 2020.
El outsourcing en México ha ido desvirtuándose hasta llegar a constituir una práctica
que ofrece variados esquemas financiero-contables encaminados a disminuir el costo de la
nómina de sus clientes bajo la premisa de utilizar mecanismos de compensación para los
trabajadores que prestan sus servicios bajo el amparo de esta modalidad que llegan a tener
el efecto de propiciar una menor carga fiscal para las empresas.
En ese contexto, dichas empresas han diseñado esquemas de simulación o elusión
fiscal consistentes en el siguiente proceso: a) las empresas facturan a sus clientes bajo el
concepto de “servicios de personal” o algún concepto análogo que pueda deducirse
plenamente tanto para efectos de ISR como del Impuesto Empresarial a Tasa Única; b)
esas mismas empresas subcontratan a otras los mismos servicios por medio de
prestanombres que residen en otros lugares donde laboren funcionarios fiscales cómplices;
c) estas empresas le entregan a sus trabajadores constancias de retenciones fraudulentas

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR