5 nombres clave en la trama de corrupción de Odebrecht en México

Fecha de publicación15 Diciembre 2017
AutorLeón A. Martínez
5 nombres clave en la trama de corrupción de Odebrecht en México

Marcelo Odebrecht, ex director de la constructora brasileña que lleva su nombre, actualmente preso en Brasil, sistematizó el pago de sobornos con el objetivo de aumentar las ganancias de la constructora, tan pronto llegó a la cima del directorio. Para ello, creó una oficina encargada de los pagos ilícitos. Odebrecht creo una estructura burocrática para el soborno, que consistió en un primer momento en un esquema en el cual los directores regionales debían consultar con Marcelo los pagos de sobornos para conseguir contratos de obras públicas, que de ser aprobados, se giraba instrucción a la oficina de sobornos para llevar la logística financiera necesaria con la cual no pudieran ser rastreados. Cuando la operación creció, Marcelo Odebrecht delegó en el director para América Latina de la compañía la función del palomeo de sobornos.

Según se sigue de las delaciones que involucran a Emilio Lozoya en la trama de sobornos de Odebrecht, este sistema se echó a andar también con el ex director de Pemex. Luis de Meneses, director de Odebrecht en México, sondeó la escena mexicana, y seleccionó a Lozoya como alguien que ayudaría a la empresa a hacerse de contratos en el país. Meneses, en cuanto vio la oportunidad de hacer negocio con Lozoya, comunicó a Luiz Mameri, director de Odebrecht en América Latina, la conveniencia de pagar sobornos a quien consideraba fundamental para la operación de la empresa en México. Mameri, una vez que aprobó los pagos, giró órdenes a Hilberto Mascarenhas, jefe de la oficina de sobornos, que diseñó un esquema de pagos que involucraba a un prestanombres.

Estos son los cinco personajes clave para entender cómo operó Odebrecht en México, según las declaraciones recogidas en video de los ejecutivos de la firma, y que involucran al ex director de Pemex en la trama de corrupción:

El experto en sobornos de alto nivel, Luis Alberto de Meneses Weyll

“El personaje que habló con más detalle de los presuntos sobornos a Lozoya”, así presentan a Luis Alberto de Meneses Weyll los periodistas encargados de la publicación de los videos de las delaciones premiadas hechas por ex ejecutivos de Odebrecht, y que implican a Emilio Lozoya en actos de corrupción. Meneses fue quien se encargó del fichaje de Lozoya en México.

Meneses arribó a México en el 2009 procedente de Perú, donde ahora su testimonio es una parte importante en la investigación de una obra carretera que se licitó por 1,000 millones de dólares, y que terminó con un sobrecosto de 3,000 millones de dólares. Meses, según documentos obtenidos por MCCI, fue el negociador de las ampliaciones de los contratos que resultaron en el sobrecosto de la obra. La delación de Meneses sobre este negocio implicó a el expresidente Alejandro Toledo, al que se le sigue actualmente un proceso al ser acusado de recibir un soborno de 10 millones de dólares por parte de la constructora brasileña, gracias al cual se habrían adjudicado la obra.

El diario brasileño O Globo publicó el 13 de agosto pasado un artículo sobre la declaración hecha por Meneses ante fiscales brasileños, tras obtener documentos en los que ésta quedó asentada. En ellos, consta el relato de que Meneses conoció a Emilio Lozoya en el 2009 —entonces director para América Latina del Foro Económico Mundial—, cuando el futuro director de Pemex “era sólo un dirigente del Partido Revolucionario Institucional (PRI)”, parafrasea el diario brasileño.

En el 2011, tras el anuncio de la administración de Felipe Calderón de la construcción de una nueva refinería en Hidalgo, Meneses sostuvo una entrevista con Emilio Lozoya en el restaurante del hotel Four Seasons. En ella, el director de Odebrecht le comunicó a Lozoya el interés de la constructora en el proyecto de la nueva refinería. Lozoya recomendó a Meneses asociarse con Construcciones Industriales Tapia para presentarse al concurso de licitación.

En el 2012, Lozoya es parte del equipo de campaña de Enrique Peña Nieto. En el primer trimestre de ese año, cuenta Meneses, el encargado de supervisar la política exterior de la campaña del candidato del PRI a la Presidencia le pidió una contribución de 5 millones de dólares, con el objetivo de mejorar su posicionamiento en el comité de campaña. Luiz Mameri, entonces el director de Odebrecht para América Latina aprobó un pago de 4 millones de dólares a Lozoya Austin.

Meneses apostó por la joven promesa. Y recibió dividendos en el 2013, con el nombramiento de Lozoya como director de Pemex. En ese año, el gobierno federal anunció la cancelación de la obra de la nueva refinería y el nuevo plan de ampliar las instalaciones de la refinería Miguel Hidalgo en Tule, Hidalgo. Meneses entonces recurrió a Lozoya, pidiendo el apoyo del director de Pemex para...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR